En la UNL

Se realizó el conversatorio “Ciencia en Territorio”

Jueves 11 de abril de 2019 / Actualizado hace 1 semana, 4 días

En el marco de las actividades por el Día de la Investigadora y el Investigador Científicos, se realizó en el Museo de Arte Contemporáneo (MAC) un conversatorio, en donde tres investigadoras reflexionaron sobre su labor cotidiana como científicas.

Un living, tres investigadoras, tres disciplinas, tres contextos sociales. Un encuentro que se propuso a través de un formato participativo, compartir experiencias en investigación-acción. En un formato distendido y al mismo tiempo riguroso, Carolina Veaute (FBCB), María Rosa Repetti (FIQ) y Andrea Delfino (FCE), a partir de disparadores de palabras, reflexionaron sobre su labor cotidiana en la UNL como científicas; como así también, lo que implica realizar ciencia en territorio, trabajar junto a actores sociales.

 

A través de  palabras -usadas como disparadores para comenzar la charla-, como por ejemplo “diálogo y comunicación”, “investigación-acción”, “mujeres investigadoras”, “expectativa versus realidad”, “lo que no entró en el paper”, la sala se colmó de experiencias y anécdotas, en donde emergió la risa y el diálogo, sobre lo que implica la tarea de investigar, experiencias no sólo de laboratorios sino del campo, del encuentro con el otro, con el actor social, llámese funcionario público, estudiante de grado, miembro de una organización no gubernamental (ONG), paciente en un hospital, administrativo en el mercado, productor hortícola, etc.

 

En la ocasión Andrea Delfino, Doctora en Ciencia Política, investigadora en el Instituto de Humanidades y Ciencias Sociales (IHUCSO-Litoral) UNL-CONICET, y docente de la Facultad de Ciencias Económicas de la UNL; María Rosa Repetti, licenciada en Química, docente e investigadora en el Programa de Investigación y Análisis de Residuos y Contaminantes Químicos (PRINARC) Facultad de Ingeniería Química de la UNL y Carolina Veaute, doctora de la Universidad de Buenos Aires, área Ciencias Biológicas, docente e investigadora en el Laboratorio de Inmunología Experimental de la Facultad de Bioquímica y Ciencias Biológicas de la UNL participaron de la actividad y, en un formato innovador, expusieron sus experiencias y conocimientos.

 

En territorio

“Nosotros en el programa de investigación nos abocamos fundamentalmente a evaluar el impacto que tiene el uso de agroquímicos en el ambiente y en la salud de la población, en base a estudios previos que hemos realizado, decidimos “volcar” esos resultados al territorio para poder trabajar con actores sociales y aportar soluciones a distintas problemáticas”, indicó Repetti.

Y añadió: “Trabajamos fundamentalmente evaluando problemáticas de inocuidad, de impacto ambiental y también la influencia que tienen las economías regionales en el uso de agroquímicos en los productos alimenticios de origen animal y de origen vegetal fundamentalmente”.

“El trabajo de forma conjunta con actores sociales para aportar soluciones, considero que es sumamente enriquecedor porque nos saca del laboratorio, del lugar de trabajo habitual y me lleva a trabajar en el territorio con distintos actores sociales y me nutro de ellos, por supuesto que tiene dificultades porque los actores sociales tienen una dinámica diferente a la nuestra, en prioridades, tiempos y agenda. En este sentido, me parece altamente positivo que la Universidad realice ciencia en territorio, con la herramienta de los CAI+D Orientados a Problemas Sociales y Productivos para producir realmente cambios sociales, porque alguien tiene que nutrirse de los resultados y quien mejor que el actor social que ha participado del proceso de investigación y formulación del proyecto”, comentó Repetti.

Los problemas reproductivos asociados con la infección por Clamydia trachomatis es uno de los ejemplos de este tipo de proyectos. Bajo la dirección de Carolina Veaute de la FBCB-UNL, científicos trabajaron junto a profesionales del equipo de Salud reproductiva del Hospital J. B. Iturraspe de la ciudad de Santa Fe para relevar la prevalencia de esta infección y avanzar en el diseño de una vacuna. “La prevención de estas enfermedades tiene que ser abordada desde diferentes enfoques y por distintas disciplinas. La investigación científica es una de ellas pero también es importante el establecimiento de políticas públicas de salud y la educación”, destacó Veaute.

El acceso al financiamiento por parte de organizaciones de la economía social y solidaria es otro proyecto de interés social, que en este caso lleva adelante Andrea Delfino, docente e investigadora de la FCE-UNL y el Ihucso (UNL-CONICET) Lo que intenta construir, es junto a actores sociales, una otra forma de inserción a la economía separada de las formas fuertemente capitalista de la economía.

“Formo parte de un equipo de investigación que estudia una gran área de estudio que es el vínculo entre la acumulación del capital y el trabajo. Dentro de ese gran tema, hay líneas de investigación, algunas vinculadas a la inserción precaria al mundo del trabajo, otra línea de investigación se relaciona con la política y los emprendimientos de economía social, y finalmente una tercera línea de trabajo que está vinculada con la perspectiva de la economía feminista. En este sentido, me dedico a estudiar la relación que existe entre las temporalidades y el mundo del trabajo con perspectiva de género”, concluyó Andrea Delfino.

 

A propósito del 10 de Abril

Cada 10 de abril, en la Argentina se conmemora el Día de la Investigadora y el Investigador científicos. Esto se debe al nacimiento del Dr. Bernardo Houssay, primer Premio Nobel en Ciencias de América Latina y principal impulsor de la creación del CONICET. En este marco, la UNL invitó a reflexionar sobre la investigación orientada.

“En este día felicitamos desde la Secretaría de Ciencia, Arte y Tecnología a las investigadoras e investigadores científicos por el esfuerzo permanente que realizan, por superar todos los trances económicos, políticos, de carencia de elementos; considero que esa fortaleza que tienen en su búsqueda por el conocimiento, es lo que hace que nuestro sistema científico-tecnológico avance con los resultados que se evidencian”, sostuvo Ana María Canal, secretaria de Ciencia, Arte y Tecnología de la UNL.

“Me parece fundamental que la Universidad conmemore el Día de la Investigadora y el Investigador Científicos porque es importante que hagamos visible el trabajo de todos los investigadores del país ya que es mucho, y en ocasiones es silencioso. En este sentido, estas instancias de visibilización y encuentro con otros investigadores me parece altamente positivo, aporta a todos, lo celebro”, reflexionó Carolina Veaute (FBCB)

Por su parte, María Rosa Repetti (FIQ) hizo hincapié en que “los cambios profundos en un país se pueden dar con una sociedad informada y formada, y conmemorar este día es una manera de mostrarle a las personas que no pertenecen al ámbito universitario y científico las actividades que realizamos”.

“Realizar investigación en la Universidad tiene un componente central por la libertad a la hora de elegir nuestros temas de investigación y por no estar condicionados por conseguir financiamiento ante empresas. Y, al mismo tiempo, como investigadores universitarios tenemos el compromiso de centrarnos en aquellas investigaciones que sean necesarias para la agenda pública, para la agenda social en un momento histórico determinado. Y creo que esa tarea de libertad y compromiso social en algún momento dado hay que celebrarla”, concluyó Delfino.

Agenda