Extensión

Trabajar por la inclusión

Viernes 8 de junio de 2018 / Actualizado hace 2 semanas, 1 día

Se desarrolló un seminario sobre la implementación de productos de apoyo para personas con diversidad funcional. La actividad reunió a estudiantes, graduados, docentes y trabajadores de diferentes instituciones de la ciudad.

El pasado jueves 7 de junio se llevó adelante el Seminario Ayudar-t: Implementación de productos de apoyo para personas con diversidad funcional. El Aula Magna de la Facultad de Bioquímica y Ciencias Biológicas (FBCB) fue el punto de encuentro entre estudiantes, graduados, docentes y trabajadores de diferentes instituciones que abordan temas de salud de la ciudad de Santa Fe.

Enmarcada en la Práctica de Extensión en Educación Experiencial (PEEE) Ayudar-t, la propuesta buscó socializar las acciones desarrolladas por el proyecto, generando un espacio de diálogo e intercambio de experiencias. “Se trata un poco de contar la experiencia que vienen desarrollando desde este proyecto con la implementación de productos para personas con discapacidad e integrar al diálogo a otras instituciones de nuestra comunidad”, expresó Germán Boero, director de la Escuela Superior de Sanidad.

Respecto a la importancia del desarrollo de este tipo de acciones, Boero subrayó “todo esto nos permite enriquecernos mutuamente y lograr uno de nuestros objetivos que es formar ciudadanos comprometidos con el medio y profesionales de excelencia”.

 

Sobre el proyecto

“El proyecto se trata de aprender sobre discapacidad para luego emprender la realización de productos de apoyo” explicó Verónica Lovotti, codirectora de Ayudar-t. Con el objetivo de lograr la mejoría funcional de las personas con discapacidad motriz y sensorial, la propuesta articula con diferentes instituciones de la ciudad de Santa Fe.  

Respecto a las acciones realizadas, Lovotti comentó “desarrollamos productos para personas con discapacidad, personas que no cuentan con recursos económicos suficientes como para poder tener estos productos que facilitan el desempeño en determinadas actividades, ya sea de su vida diaria, en actividades para la recreación, el deporte, el esparcimiento, actividades productivas, etc”.

Por su parte, Vanina Araya, trabajadora del Centro de día Rosalina F. de Peiroten, expresó “los productos son sumamente útiles, los concurrentes del centro han aceptado las ayudas técnicas y vamos trabajando y entrenando en el ejercicio de las mismas”. En representación del Centro de día María Radaelli del Hospital Mira y Lopez, Lucrecia Dona Lecour subrayó que “las intervenciones han sido muy buenas, tanto para los dispositivos que se han podido planear para personas individuales como los que hemos programados colectivamente para la institución”.  Y agregó “como institución nos ha servido mucho para motivarnos a seguir trabajando, a disponer de nuevos materiales, a volver a pensar estrategias de intervención”.

Agenda